Bandeja de madera para recibir a los Reyes Magos

En mi casa, cuando mi hija era pequeña, nos hacía muchísima ilusión compartir con ella el momento de poner el agua y las galletas para los Reyes Magos, sin olvidarnos de ir a buscar hierba para los camellos.

A todas las mamis, por mi experiencia, les sugiero que en esos momentos tomen fotos o vídeos porque cada año, tu hijo/a, se hace mayor y todos esos instantes serán diferentes. De esta forma quedará grabado todo lo que ocurre en esa noche mágica, con insomnio para los papis y mamis. 😊

Tara, mi hija, ya tenía cinco años y llegaba la hora de que dejara la chupa, bueno más bien, el collar de chupas que siempre arrastraba con ella. Se le estaba deformando hasta las encías y teníamos que encontrar la forma de que las dejara de una vez.

Y encontramos la manera de hacerlo sin que para ella supusiera mucha ansiedad. Le dijimos, su padre y yo, que en la tarde que fuéramos a ver la Cabalgata de los Reyes Magos, les daba las chupas a uno de sus Pajes Reales.

Bendita fue la hora en que se las dio sin remordimientos. Pensábamos que esa noche iba a ser imposible que se durmiera con la llegada de los Reyes Magos y ¡sin chupas!.

Lo bueno es que a partir de ese día no habían chupas en mi casa, hablando muchísimo con ella para que se concienciara de que no iba a tener más chupas. ¡Magnífico!

Ahora, ya mi hija ha crecido y mucho, aunque está mi sobrino que nos ha vuelto a ilusionar mucho más en estas épocas Navideñas.

Le he hecho a mano un kit para la noche de estrellas, compuesto por una rodaja de madera y tres posavasos en el que he pintado en cada uno de ellos, para ayudar a los Reyes Magos a recuperar fuerzas en una noche con mucho movimiento.

Los reyes magos personalizados en rodajas de madera

¿Te imaginas la cara de tu hijo cuando prepare el kit de supervivencia de los Reyes Magos antes de ir a dormir?

Cuando estaba haciendo este pack solo me imaginaba la cara que va a poner mi sobrino y con qué ilusión y nerviosismo pondremos el agua, las galletas y la hierva para los camellos.

Toda la familia seremos partícipes de este gran momento que solo se repite una vez al año.

Además se puede usar el posavasos de Gaspar, Melchor y Baltasar como adorno del Árbol de Navidad a la espera de la gran noche.

Otra forma de usar estos posavasos es usarlos para personalizar ese regalo tan esperado por tu hijo/a. 😁 Todo está hecho a mano. El posavasos de los los Reyes Magos mide de 8 a 9 cm aproximadamente y la bandeja mide unos 22 centímetros.

Me imagino a los adornos de Gaspar, Melchor y Baltasar colgados del Árbol de Navidad hasta que llegue el gran Día. Esa noche cogemos los tres adornos de los Reyes Magos y los ponemos junto a la rodaja de madera más grande, con el agua, las galletas y la hierba.

Después los Reyes Magos, cuando ya hayan bebido y comido, al igual que los camellos, colocan a 🤴👳‍♀️👲 en la zona donde van los regalos que han dejado. ¡Estupendo!

Si también te gustaría que en tu casa estén estos detalles tan tan «handmade» puedes tener más información en el siguiente enlace. ¡Feliz noche de Reyes!